Federico Jiménez Losantos

Intelectuales Segunda República

Víctor LLano

La Navaja de Ockham

Servicios

Noticas en directo

¿Un encargo?

España Liberal, 2005-09-01

A pesar de que les aconsejo que lean el artículo en su totalidad -por su interés- reproducimos a continuación los pasajes más inquietantes del magnífico trabajo de investigación de Luis del Pino sobre el traslado de los explosivos que supuestamente sirvieron para cometer los crímenes de marzo. Pueden encontrarlo en Libertad Digital. Aquí tienen un brevísimo resumen:

-“…Tanto El Chino, como Otman, como los demás miembros del comando de Morata eran simples delincuentes de poca monta, que igual traficaban con droga que con coches... o transportaban explosivos por encargo…”

- “El transporte de los explosivos se realiza utilizando como lanzadera un coche robado, con matrículas falsas y sin papeles, conducido por un marroquí que exhibe un pasaporte belga y habla en español cuando lo detiene la Guardia Civil. Sin embargo, los agentes le dejan seguir viaje, sin que nadie haya sido capaz de explicarnos si hubo una llamada a la central para verificar los datos del coche”.

- “Al ser interceptado por la Guardia Civil, El Chino (que conduce el coche lanzadera) no avisa al vehículo que supuestamente transportaba los explosivos, sino que decide avisar al confidente policial que le ha suministrado la Goma-2”.

-“…Pretender, a la vista de los hechos, que Trashorras no informó a su controlador de la operación que estaba en marcha resulta completamente increíble. ¿De qué hablaron Trashorras y el inspector de Avilés inmediatamente antes e inmediatamente después de ese transporte de Goma-2?”

- “…como veremos en el próximo capítulo, existen enigmas todavía más inquietantes que éstos en relación con aquellas jornadas previas a la terrible masacre de Madrid. El transporte desde Asturias es, como veremos, únicamente el inicio de una fatídica y macabra cuenta atrás”.

No tiene desperdicio ni una sola línea de todos los artículos que sobre los crímenes de marzo viene publicando Luis del Pino en Libertad Digital. Los españoles que queremos saber qué pasó, estamos en deuda con él, con Fernando Múgica y con sus editores. Por fortuna, el lunes próximo podremos escuchar a Federico Jiménez Losantos y a César Vidal. No todo está perdido. Por desgracia -y ya lo siento- creo que no podemos contar con Mariano Rajoy para que nos ayude a preguntar por la verdad, pero sí con la COPE, Libertad Digital, El Mundo y CITY FM. También -y si me permiten la inmodestia- con España Liberal.

Encuesta


©